Pan para el trabajador

Es fácil adaptar la elaboración del pan a la jornada laboral, hacerse el pan en casa no exige casi nada de esfuerzo ni de tiempo, es únicamente una cuestión de organizarse. A continuación explico cómo me lo hago yo.

Hago un pan a base de poolish, ésta es la receta:

Poolish

Harina de fuerza (fuerza  W230) 133 gr
Agua 133 gr
Levadura deshidratada rápida 0,05 gr, o sea una chispa, a ojo cojo una quinta parte del mango de mi cucharita calibrada (http://brioche.es/2011/11/20/levadura-seca/)

Aquí se puede ver cómo peso 0,05 gr de levadura.

 

 

 

 

 

Pan:

El poolish de arriba
Harina panificable (fuerza W140) 266 gr
Agua 115 gr
Levadura deshidratada rápida 1,7 gr
Sal 7 gr.

De este modo la hidratación total es de (133+115)/(133+266)=62%

La noche anterior: peso las harinas y preparo el poolish, esto lleva unos 10 minutos. En un bol pongo 133 gr de harina de fuerza, 133 gr de agua y 0,05 gr de levadura (es muy poco, pero es que va  a estar muchas horas) y en otro la harina panificable, la levadura y la sal.

Así es cómo me queda la preparación la noche antes de hacer el pan, en el bol pequeño está el poolish tapada con papel de plata.

En esta época del año en la cocina tengo unos 19 ºC, al cabo de 20 horas el poolish está así:

A las 7 h de la tarde llego a casa, si preparé el poolish a las 11 h de la noche ha estado 20 horas. Cuando llego sólo tengo que coger el poolish del bol pequeño, echarlo en el bol grande, añadir 115 gr de agua y mezclarlo todo para que se haga la masa, 5 minutos de trabajo.

Hago el amasado a trocitos, es decir primero mezclo todo y lo dejo reposar 5 minutos, saco la masa del bol y la amaso un poquito, la vuelvo a dejar en el bol 15 minutos. Repito este amasado breve 3 veces, o sea en total lo amaso 4 veces una hora, cada amasado me lleva unos 5 minutos como mucho, realmente ni lo notas mientras vas haciendo otras cosas parar un momento, amasar un poco la masa, lavarse las manos y seguir. Me ayuda el reloj del horno que se pone a sonar cuado ha pasado el tiempo que le digo.

 

Antes de fermentar

Después de fermentar

Formando el pan

Levado en un cestito

Listo para entrar en el horno.

¡Y aquí el resultado! me está quedando muy bueno el pan hecho de esta manera.

La clave de todo es que aunque el pan tarda muchas horas en hacerse necesita muy poco trabajo directo, casi todo se hace solo y se puede compaginar con casi cualquier cosa que se esté haciendo en casa.

Esta entrada fue publicada en Cuaderno de trabajo. Guarda el enlace permanente.

3 Respuestas a Pan para el trabajador

  1. jose dijo:

    me gustaría saber a que grados pone el horno .Gracias de antemano

  2. yprh dijo:

    Ja, ja, jaaajjja, el esquema del trabajador, con los intervalos de amasado. Precioso pan.

  3. Cuina Cinc dijo:

    Definitivamente te tendrían que dar un premio!
    y yo sin hacer todavía,
    pendiente queda depues despues,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *